To read this publication in English click here.

La odontología cuenta hoy en día con nuevos recursos para la resolución protésica de pacientes con pérdida extensa de sus piezas dentales.

Las nuevas tecnologías permiten protocolos para la construcción de prótesis donde antes no tendríamos una solución de soporte.

Fuera de la recuperación estética, fundamental para el paciente, ES NECESARIO tener un punto inicial de registro de la posición de reposo mandibular, ya que estos casos complejos hacen que la rehabilitación sea aún más desafiante.

Un paciente masculino de 54 años acude al consultorio quejándose de dolor y taponamiento del oído, especialmente del lado izquierdo. También informa dolor en la parte superior de la cabeza y en el hombro izquierdo.

El paciente refiere rigidez y dolor en el cuello, percibe una sensación diferente en el lado izquierdo de la cabeza, como hormigueo, pérdida de sensibilidad y “taponamiento del oído”.

Menciona una sensación incómoda en el ojo izquierdo, en sus palabras dice que “el ojo es sensible”.
Se refiere al temblor en las manos.

La imagen de la oclusión habitual del paciente muestra una clase III o prognatismo mandibular. Este prognatismo, según el paciente, era el mismo incluso antes de la pérdida de dientes.
Cuando estudiamos la oclusión la mayor parte del tiempo no consideramos si el espacio libre interoclusal es sano o patológico.

Vista oclusal superior e inferior del paciente.

Lo que más animó al paciente a buscar tratamiento fue la sensación de un oído bloqueado y su deseo de solucionar el problema.

El paciente refiere ruidos al masticar y cansancio de los músculos masticatorios. También informa una sensación de entumecimiento cerca del oído izquierdo.

El paciente había sido medicado por otro profesional con relajante muscular, pero no hubo cambios en los síntomas.

Radiografía panorámica del paciente antes del tratamiento neuromuscular fisiológico mostrando el protocolo fijo sobre implantes en mandíbula.

El paciente ha tenido este protocolo durante más de 18 años.

El paciente refirió antecedentes de periimplantitis y no tenía imagen previa a la colocación del implante.

Laminografía de las articulaciones temporomandibulares derecha e izquierda en boca cerrada y abierta en oclusión habitual antes del tratamiento neuromuscular fisiológico.

Radiografía lateral en la oclusión habitual del paciente. El paciente tiene un perfil de prognato marcado.

Plano estético de Ricketts en la radiografía lateral con el perfil del paciente.

Radiografía frontal del paciente antes del tratamiento.

Registro electromiográfico dinámico del paciente en oclusión habitual antes del tratamiento.

En este registro dinámico, se miden los músculos temporales anteriores derecho e izquierdo, los músculos maseteros derecho e izquierdo, los músculos digástricos derecho e izquierdo y los músculos trapecios superiores derecho e izquierdo.

EL MUSCULO MASETERO DERECHO CASI NO PUEDE RECLUTAR UNIDADES MOTORAS durante la intercuspidación máxima mantenida, solo puede generar 21 microvoltios en el rango seleccionado.

Asimetría importante entre los dos músculos maseteros derecho e izquierdo.

En el registro kinesiográfico inicial del paciente podemos observar una buena velocidad en la apertura de la boca y una disminución en la velocidad en el cierre de la boca.

No hay coincidencia de la trayectoria de apertura y cierre en el plano sagital.

El movimiento de apertura tiene un cierre propulsivo y lateralización en el plano frontal a la derecha de 8,2 mm.

Los ciclos masticatorios del paciente se registran con un cineciógrafo computarizado. Al registrar los ciclos masticatorios, utilizamos almendras para registrar la masticación.

Esta publicación no hará un análisis detallado de este registro. Pero es importante señalar que: en el gráfico del lado izquierdo, incluso si el paciente está masticando la almendra del lado izquierdo, EL GRÁFICO APARECE DEL LADO DERECHO. Esto se debe al torque mandibular que el paciente necesita realizar para masticar.

Resonancia magnética en boca cerrada de las ATMs  derecha e izquierda: elegí este corte para mostrar la importante asimetría entre los lados derecho e izquierdo.

El lado izquierdo también tiene una LUXACIÓN POSTERIOR del disco articular. El lado derecho NO PRESENTA DISCO ARTICULAR ES IMPORTANTE MARCAR ESTO, ya que en varios posts muestro la importancia de recapturar los discos cuando sea posible, (EN ESTE CASO NO PUEDO RECAPTURAR UNA ESTRUCTURA QUE NO EXISTE).

En este caso particular, la solicitud de resonancia es parte del protocolo para obtener información fundamental en la formulación del diagnóstico.

Los diferentes cortes y parámetros no muestran edema óseo u otra información que requiera diferentes intervenciones dentro del tratamiento.

El objetivo será el reposicionamiento tridimensional de la mandíbula, Y RECUPERAR la función neuromuscular fisiológica, que debe ser ampliamente comprendida, para que los músculos, articulaciones temporomandibulares y partes dentarias o protésicas estén en equilibrio.

Para determinar la posición neuromuscular fisiológica tridimensional de la mandíbula, incluso en casos de rehabilitación extensa debemos considerar la posición fisiológica del reposo mandibular.

Los músculos masticatorios del paciente fueron desprogramados electrónicamente y se registró una posición de reposo neurofisiológica.

El paciente dispone de un ESPACIO LIBRE PATOLÓGICO de 7,2 mm. Descontando los dos mm fisiológicos todavía tenemos una discrepancia de más de cinco mm, a recuperar tridimensionalmente.
La mandíbula todavía presenta una retroposición de casi dos mm y una desviación en el cierre de 0,5 hacia la izquierda.

Con estos datos y SIEMPRE CON LA INFORMACIÓN DE LA IMAGEN, construimos un DIO (dispositivo intraoral) para mantener la posición registrada en tres dimensiones.

Este dispositivo debe probarse electromiográficamente para medir objetivamente al paciente.

Radiografía lateral del paciente con el DIO en posición neuromuscular fisiológica.

Plano estético de Ricketts en la radiografía lateral con el DIO en posición neuromuscular fisiológica.

El DIO es un dispositivo ortopédico, registrado y controlado electromiográficamente. El DIO (dispositivo intraoral) se utiliza para apoyar, alinear y corregir deformidades con el fin de mejorar las funciones de la mandíbula, las articulaciones temporomandibulares y los músculos que mueven ambos.

Registro electromiográfico del paciente con el DIO (dispositivo intraoral) en posición neuromuscular fisiológica construida sobre la prótesis del paciente.
Hay una mejora en la actividad del músculo masetero derecho que antes no podía reclutar unidades motoras.

Comparación de registros electromiográficos antes del tratamiento en oclusión habitual y con DIO (dispositivo intraoral), en una posición neuromuscular fisiológica construida sobre la prótesis del paciente.

TENEMOS QUE CONSIDERAR que años de acomodación muscular y engramas del sistema nervioso central no se pueden modificar con una primera ortesis el DIO

Es por eso que el DIO debe adaptarse, intercambiarse y recalibrarse para mantenerse al día con los cambios tridimensionales que ocurrirán cuando los músculos estén alineados.

Registro kinesiográfico del paciente tras el tratamiento neuromuscular fisiológico.

Mejora importante en las trayectorias de apertura y cierre.

El cierre ya no tiene trayectoria propulsora.

La lateralización, que fue de 8,2 mm, se redujo a 2 mm.

Comparación de registros kinesiográficos: antes del tratamiento en oclusión habitual y con DIO (dispositivo intraoral), en posición neuromuscular fisiológica construida sobre la prótesis del paciente.

Ciclos masticatorios del paciente tras tratamiento  neuromuscular fisiológico.

Observe en este gráfico, que la masticación en el lado izquierdo aparece en el lado izquierdo como corresponde.

En el gráfico anterior donde el paciente masticaba en oclusión habitual, el gráfico de masticación del lado izquierdo aparecía DEL LADO DERECHO debido al torque mandibular que el paciente necesitaba realizar para masticar.

Laminografía de las articulaciones temporomandibulares derecha e izquierda en boca cerrada y abierta en oclusión neuromuscular fisiológica después del tratamiento.

Comparación de laminografías de la articulación temporomandibular derecha e izquierda en boca cerrada y abierta: en oclusión habitual y con el dispositivo intraoral DIO.

Radiografía panorámica del paciente tras tratamiento neuromuscular fisiológico .

Radiografías panorámicas comparativas: antes del tratamiento y después del tratamiento neuromuscular fisiológico.

Imágenes frontales comparativas del paciente antes y después del tratamiento neuromuscular fisiológico.

Imágenes comparativas del perfil del paciente antes y después del tratamiento neuromuscular fisiológico.

Comparación de radiografías de perfil y comparación de perfiles estéticos.
Y aquí está la frase de Confucio: Una imagen vale más que mil palabras.

Testimonio del paciente:

Viví durante mucho tiempo con una incomodidad que a veces se manifestaba como una sensación de entumecimiento y otras como dolores de cabeza.

No pude identificar la causa, a pesar de que busqué asistencia especializada varias veces.

Por recomendación de mi hermana y mi cuñada, quienes en ese momento eran tratadas con la Dra. Lidia, la busqué y me sometí a tratamiento por un largo período, obtuve excelentes resultados y hoy me siento bien sin los síntomas que me molestaban tanto.

Agradezco el compromiso y la dedicación de la Doctora y su equipo por los resultados obtenidos.